• Busca tu animé por categoría

  • Acerca del blog

    Como su nombre lo dice… Oji-san no Seishin es un blog que expresa la opinión de un Otaku, acerca de diversas series.  No es un blog de novedades, así que no esperen encontrar la reseña de series en emisión o series recién concluidas.  Este blog está hecho especialmente para gente que busca algo que mirar y no encuentra una guía.  Por eso te encontrarás reseñas de series de más de diez años de antigüedad y series que terminaron hace poco.
    Para cada serie reseñada se analizan los distintos componentes, se le da una valoración y luego una recomendación.  Espero que les sea útil…

  • El Bloguero

    El autor es solamente un tipo que anda por los cuarenta y piquillo (de ahí lo de Oji-san); a quien la vida lo ha bendecido con miles de sufrimientos y muchas alegrías. Nacido en Pérez Zeledón, actualmente reside en San Antonio de Escazú. Soltero empedernido, cultivador de árboles bonsai, Otaku incurable y amante de sus nekos.
    Empezó en el mundo del animé mirando Macross (el Original), Kimba (en blanco y negro), Meteoro (tambien en blanco y negro), Astroboy (en BN y en color), allá por los años 70´s. No ha visto miles de animes, como muchos de ustedes, pero ha visto de todo; es investigador y estudioso de la cultura Otaku en general. Fascinado por la Cultura Visual Moderna Japonesa, pasa sus noches viendo animé (cuando no tiene alguna actividad social por ahí…), escribiendo este blog, investigando, o simplemente haciendo ñoñadas.   No es extraño encontrarlo cantando openings a plena voz en las carreteras de este país, o en un supermercado.
    De joven era un chico brillante y orgulloso; ahora solo es un viejo necio y bromista que está en la flor de la vida (parece ser un caso de florecimiento tardío).
    No es guapo, apenas relativamente simpático y ciertamente jodedor incurable. Sin embargo parece ser que es una buena persona, porque duerme como angelito; y por eso no se le notan los cuarentaypico de años.
    Es muy serio en horas de trabajo, pero por lo demás se la pasa sonriendo, porque es un optimista incurable. De tal forma que, con todo y todo este boludo parece ser un tipo feliz.

Tokyo Mew Mew (Poder Mew Mew)

Producida por: Pierrot (Naruto, Bleach)Tokyo Mew Mew 1

Emitida en: 2002 – 2003  —-  

Demográfico: Kodomo —-  

Género: Mahou Shojo  —-

Calificación del Oji-san: 5,84  —☆☆ de 5-  
  —-
Cuando se habla de Mahou Soujo, es inevitable pensar en Sailor Moon, o en Sakura Card Captor, como los íconos del género.  Tokyo Mew Mew fue, cuando menos, igual de popular que las anteriormente mencionadas.  Y a pesar de que en España fue de gran difusión y gusto, en Latinoamérica su impacto fue limitado.  Es por ello que hemos decidido reseñar a esta joya del Mahou Shoujo, para que nuestras pequeñas otakus no se pierdan una serie mundialmente aclamada.

Tokyo Mew Mew 2En la industria del entretenimiento visual japonés (Manga y Animé) es poco común encontrar escritoras como Reiko Yoshida, que no solo hace manga, sino que también es guionista de películas y animés; estos poco conocidos personajes son altamente creativos y muy cotizados.  Pues bueno, a principios del 2000, Köndansha autorizó la publicación de la historia creada por Yoshida san y dibujada por Mia Ikumi; la cual fue un éxito instantáneo.  Ese manga llegaría a tener, eventualmente, 9 volúmenes; y cuando aún estaba en plena emisión Pierrot decidió ponerlo en la pantalla chica; trabajo que quedó a cargo de Noriyuki Abe, que recién había sido director de Great Teacher Onizuka (Un Clásico…!!!) y que pocos años después de TMM, sería el director a cargo del proyecto BLEACH.  Como vemos, Tokyo Mew Mew no fue, precisamente, el resultado de improvisación o novatos; es por ello que el resultado fue tan exitoso.   Un dato curioso acerca del animé, es que fue creado con el objetivo de competir internacionalmente, por ello se le despojó de todos los manerismos japoneses (por lo que fue criticada), así, TMM parece una serie europea ambientada en japón; por lo que su emisión en el viejo mundo fue de gran éxito.

Tokyo Mew Mew 3El argumento de la serie es bastante simple, aunque de un inicio complejo.  Un día cualquiera hay un pequeño terremoto en Tokyo, de causas desconocidas; durante ese evento cinco chicas de entre doce y diecinueve años se encontraban entre la audiencia en una exhibición del museo natural, dedicada a especies en peligro.  Sin darse cuenta, durante el “terremoto” las chicas fueron “infectadas” con ADN de cinco de esa especies, concediéndoles mágicos poderes.  Con esos poderes deberán luchar contra las Quimera Anima, una especie de humanoides extraterrestres que infectan plantas y animales convirtiéndolos en monstruos.

Ciertamente es un argumento pre-asolescente y profundamente femenino (Por Kamisama, es un Mahou Shoujo, no sé que esperaba yo…!!); sin embargo conforme avanza la historia, y entre los romances inocentes, y los sufrimientos adolescentes, se va abriendo camino una trama seriamente ecologista, que muestra la lucha de las especies por la supervivencia en un planeta que realmente les pertenece a todos.

Tokyo Mew Mew 4TMM es muy definida en cuanto a sus personajes, todas las niñas son exactamente eso, niñas normales; con condiciones de vida distintas, pero que disfrutan de su infancia y preadolescencia como cualquier hija de vecino, y su único rasgo interesante es que sus nombres corresponden a plantas (Fresa, menta, lechuga, etc..).

El personaje principal es Ichigo, la más normal y simplona de las chicas, que es encargada de liderar el grupo (empezando por encontrar a sus compañeras).  Lo más significativo es que a través de ser la líder (impuesta, no por decisión propia) Ichigo deberá madurar de manera acelerada; siendo el perfecto ejemplo para las jóvenes televidentes de cómo afrontar los agonizantes dolores de la adolescencia (amores, estudio, responsabilidades, familia, etc), y es por ello que el personaje llega profundamente al corazón del televidente.  Sus compañeras son igualmente chicas normales, con historias distintas:  una joven modelo, una rata de biblioteca, una hija de millonarios y una chica que se hace cargo de su propia familia (madre de sus hermanitos).  Durante el desarrollo de la serie todas ellas maduran hasta convertirse en jóvenes mujeres ejemplo de felicidad, y la serie muestra todos esos procesos de maduración temprana.

Tokyo Mew Mew 5Los personajes masculinos, son casi que decorativos y circunstanciales; solo para tomar cierta relevancia al final de la serie; y su única función es ser soporte emocional y logístico para las cinco heroínas.

La mezcla del argumento y los personajes hacen de esta serie un animé de alta calidad y muy “lindo”.  “Es todo liiindo….!!” fueron las palabras de mi estimable amiga Sukin-chan.

Tal como se mencionó la serie está ambientada en Tokyo, pero intencionalmente se desarrolla de una forma poco japonesa.  No posee muchos de los elementos propios de la cultura japonesa como la comida, los karaokes, los festivales, los sailor fukku, etc.  En general la ambientación física es pobre y simplemente genérica.  Desde el punto de vista conceptual, el universo TMM, con chicas mágicas y enemigos extraterrestres es suficientemente creíbles para chicas de trece años, pero muy poco creíble para mayores.

El dibujo está concebido con gran calidad y finamente orientado a la audiencia femenina adolescente.  Los colores pastel dominan toda la escena, y el rosado es omnipresente.  Los trazos del dibujo de los personajes son suaves y fluidos; mientras que los fondos y segundos planos son relativamente genéricos y sin vida.  La animación es regular, tirando a pobre, excepto en las escenas de la conversión (esas escenas en las que la jovencita se convierte en la chica mágica, que parecen una rutina de gimnasia artística), que son, simplemente excepcionales, dibujadas con gran belleza y animadas con muchísima calidad y dedicación; definitivamente obras de arte.

Tokyo Mew Mew 6La musicalización es bastante sencilla y en tonos romances.  Mientras que los openning y ending son, ¿cómo no…?  superpegajosos.  Todavía hoy, mucho tiempo después de haberla visto, sigo con esas canciones atravesadas en la mente.

Sumari:  Si tu hermanita quiere empezar a ver animé, o si eres una niña otaku, Tokyo Mew Mew es casi obligatoria.  Pero si eres varón, o si eres mayor de edad, esta serie te parecerá lo más terrible y absurdo del mundo.   ¿Se imaginan lo que sufrió el Oji-san (que es verdaderamente un oji-san) viendo todos y cada uno de los capítulos de una serie para niñas??????

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: